Vacunando en una persona

Priorizar vacunación en personas con Síndrome de Down

Exigir priorizar la vacunación en personas con síndrome de Down en Santa Marta no es una petición descabellada. Sobre todo cuando Colombia es uno de los tres países conjuntamente con Brasil y Argentina con altos de casos de covid.
Hay que decir que América del Sur es el nuevo foco de la pandemia. Para que lo sepan las miles y miles de irresponsable que andas deambulando por las calles de Santa Marta, sin ninguna protección.
De igual manera, también afirmo que la priorización de vacunación es para todas las personas en situación de discapacidad que se encuentra en el Distrito como en el departamento del Magdalena.  

Equidad en personas con Síndrome de Down

La desigualdad de las familias y las personas con Síndrome de Down se ha agudizado más en la pandemia.
“En todo el mundo, las personas con síndrome de Down se están quedando atrás. La respuesta a la pandemia de COVID-19 ha puesto de manifiesto las desigualdades, profundizando la discriminación y la marginación existentes”, dijo Helen Powell de Síndrome de Down International.
Buena parte de los habitantes de Santa Marta después de un año de pandemia se ha agudizado la desigualdad, la discriminación y la marginación en todos los grupos sociales y en especial las personas en situación de discapacidad.

¡ Seguimos esperando la vacuna!

Esta es la historia es de doña Marta, una mujer samaria de 54 años. Madre de una joven con Síndrome de Down.  “Desde hace un mes estoy gestionando para vacunar a mi hija” dijo con su rostro enojado y en tono de impotencia Marta.
Su disgusto es compresible. ¿Por qué? Ella acudió primero a la Nueva EPS, donde está afiliada. El “call center” le contestaron después de 10 días de intentar contactar con ellos. El asistente de “call center” le dijo “nosotros la llamamos para agendarla “. Hasta el día de la entrevista doña Marta no ha recibido llamada.
Continua la madre “Y luego se dirigí al Distrito y ellos son los mejores…, pero los mejores en mamar gallo, sus teléfonos están fueran de servicio siempre”.
Acaso el gobierno local desconoce “investigaciones que han demostrado que las personas con síndrome de Down (en particular las mayores de 40 años y las personas más jóvenes con comorbilidades importantes) tienen un mayor riesgo de sufrir resultados graves por COVID-19 que la población general”.
Para finalizar, “Con las vacunas disponibles en un suministro limitado, es esencial que se dé prioridad a las personas con síndrome de Down” dijo Helen Powell directora de Síndrome de Down International.
Separador